Aprovechando las frutas que nos trae el otoño, vamos a conocer un poquito más a la GRANADA, una fruta ideal para nuestra dieta por su bajo contenido calórico y por la cantidad de nutrientes que nos aporta.

La granada tiene un contenido elevado de agua y tiene menos azúcares que otras frutas, por lo que es apropiada para las personas con diabetes, siempre con moderación. Si tomamos la granada en granos estamos teniendo además un aporte de fibra, el cual desaparece prácticamente si nos la tomamos en zumo. Pese a su aporte de fibra, la granada es una fruta bastante astringente por su elevado contenido en taninos, los cuales también tienen una acción antiinflamatoria en la mucosa del tracto digestivo, por lo que su consumo se recomienda en episodios de diarrea.

La granada es una fruta rica en potasio y con un bajo aporte en sodio, lo que la hace una fruta apta para las personas con hipertensión arterial.

También destaca su contenido en vitamina C y ácido cítrico, lo que nos permite la eliminación de toxinas de nuestros órganos. Además contiene flavonoides, los pigmentos vegetales que le dan ese color rojizo tan característico a sus granos, que tienen una importante acción antioxidante.

La granada es una fruta ideal para tomar entre horas o como postre, incluso es un ingrediente maravilloso para incorporar a nuestras ensaladas. ¿Te animas a mandarnos una receta con esta deliciosa fruta?

granada

Comentarios