Hoy compartimos un vídeo muy interesante sobre el marketing de los alimentos y la capacidad que tiene la industria alimentaria para engañarnos.

En concreto, el vídeo nos habla del trato real que sufren los animales de “granja” para aumentar su producción y cómo nos disfrazan esta realidad a los consumidores utilizando un vocabulario “más cercano” en su publicidad.

En realidad este hecho se puede aplicar a todos los alimentos y productos que consumimos:
denominaciones como “natural”, “tradicional” o “artesano”, etc. nos hacen sentirnos “más seguros” ante ese producto pero, realmente, ¿hemos leído su etiqueta nutricional? Si nos fijamos en todos los componentes que forman estos alimentos, nos daremos cuenta que se alejan mucho de lo “tradicional” o “artesanal”.

Os dejo el enlace para qué veáis el vídeo del experimento:

Continuaremos informando sobre este tema que nos parece uno de los más interesantes e importantes para nuestra salud.

¡Un saludo dietético!

Comentarios